Destacado

Agenda de eventos

April 28, 2016

1/10
Please reload

¿Qué hay de nuevo?

January 11, 2017

October 31, 2016

Please reload

Archivo
Please reload

Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Instagram Social Icon
  • Pinterest Social Icon
  • YouTube Social  Icon

Flor de Maguey

March 25, 2016

Cuando el maguey está maduro, de unos 15 años, florece. Su flor se da en la punta del quiote, un tallo grueso y recto que puede alcanzar alturas de unos 10 metros. Las flores son el anuncio de la muerte de la planta, tal vez por eso son tan bellas y especiales.

 

¿Dónde comprarlas?

 

Estas flores comestibles, también conocidas como gualumbos son un manjar que podemos ver a la venta en mercados populares o en los tianguis. Como es natural, no se puede conseguir fácilmente por la escasez de magueyes. Pero cuando se encuentran, el precio es accesible.

 

 

 

¿Cómo comprarlas?

 

Las flores tiernas tienen sus pétalos gruesos y verdes. Agrupadas en racimos, los palmitos (así se les conoce en Puebla) son al inicio verdes pero conforme van floreciendo, se pueden tornar amarillas o con tonos rosáceos y su sabor se torna más amargo por eso, es mejor comsumirlas tiernas.

 

¿Cómo prepararlas?

 

Por su sabor amargo, algunas personas prefieren desflemarlas hirviéndolas con agua y sal. Se les quita el tallo y el pistilo para dejar sólo el pétalo. Se pueden preparar de muchas maneras, hervidas y luego rellenas con queso, capeadas y con caldillo de jitomate. También a la mexicana o con cebolla y crema como si fueran rajas. Salteadas con chorizo o como relleno de enchiladas. También fritas con cebolla, papas y chile de árbol seco.  

 

¿Cómo conservarlas?

 

Al prepararlas, reducen mucho por lo que no rinden mucho y además por lo sabrosas, seguro se acaban rápido. No te recomendamos guardarlas ya preparadas porque se va amargando la preparación.


Dato útil: Los magueyes y sus flores son especies que debemos cuidar porque son escasas y forman parte de nuestra historia y de nuestra gastronomía pero también del equilibrio en la naturaleza. Pero podemos disfrutarlas sin tener que tumbar todo el quiote, como muchos hacen. Requiere de habilidad pero, se pueden cortar las flores con una navaja bien afilada amarrada a una garrocha; así se respeta el quiote y el maguey hasta vuelve a florear. De cualquier manera, te recomendamos mejor consumirlas con moderación para evitar la sobreexplotación.

 

 

 


 

Please reload